Conectarse

Recuperar mi contraseña


Últimos temas
» Primeros pasos [Privado:Togata,Hepokomaru y Silver-chan]
Hoy a las 9:18 pm por Silver-Chan

» Fase de Pruebas [Priv. Silver-chan]
Hoy a las 2:36 pm por Silver-Chan

» [Agumon]
Hoy a las 2:14 pm por Scott Desaster

» Night of Dreams [Priv. Scott]
Hoy a las 3:14 am por Scott Desaster

» [Sistermon Blanc]
Hoy a las 2:31 am por Scott Desaster

» Petición de Lineas Evolutivas
Ayer a las 3:24 pm por Scott Desaster

» Shôryû — Priv.
Ayer a las 12:14 pm por Yukari

» El reencuentro [Priv. Etsu, Ryusuke, Yukari]
Ayer a las 11:20 am por Yukari

» Lullaby of Birdland [Priv. Kagura]
Sáb Oct 21, 2017 2:52 am por Kagura Tenshi


Click en los botones para ir a los respectivos temas
El descubrimiento de las ruinas del Monasterio Draco, tallado en lo alto de una desolada montaña en el valle de los dragones, ha despertado un gran interés por todo el Digimundo. Principalmente porque según los tallados de la pared exterior dentro de las ruinas se encuentra un obre mágico que contiene en su interior la data y poder del treceavo Royal Kinght, la cual sera dada a quien reclame dicho objeto. Según la historia grabada en los murales, el obre fue dejado allí por el mismo Royal Kinght en caso de que su poder sea necesario para derrotar al mal que se alce en el futuro...por desgracia semejante premio también a llamado la atención de quienes usarían el poder para sus propias metas egoístas. Por lo que esta aventura ahora se a vuelto una carrera por ver quien consigue el gran premio.
Luego de que un grupo de Digital Inc profanara unas ruinas con su tecnología, provocando la desaparición del mismo grupo; la famosa cueva de las profecías de Shakamon, First Cave, sufrió un terremoto y una nueva profecía se escribió en su pared…pero esta poseía un gran dilema puesto estaba incompleta:
“Fue nuestro padre quien alzo los muros. Fue nuestro Señor quien cubrió la cuna con el techo. Fue el todo poderoso quien tallo las inscripciones. Fue Yggdrasil quien puso a dormir al …[parte dañada]…Hijo de…[parte dañada]… en su interior la fuerza pura del caos crece…[parte dañada]… Witchelny…[parte dañada]… Su despertar traerá un gran cambio. Su despertar traerá caos y destrucción. Su despertar traerá la destrucción de los Royal Kinghts.”
Ante esta noticia los clanes se apresuran en actuar y llegar a las ruinas lo antes posible.
¿Quién está en línea?
En total hay 12 usuarios en línea: 3 Registrados, 0 Ocultos y 9 Invitados :: 2 Motores de búsqueda

Gaioumon, Garrod Ran, Scott Desaster

La mayor cantidad de usuarios en línea fue 113 el Miér Mayo 23, 2012 12:27 pm.




Mejores posteadores
cadejo (2044)
 
Scott Desaster (1942)
 
Roku Ginshô (1051)
 
Fuji Raikomaru (1024)
 
Sigrun Vinter (917)
 
Kurai (909)
 
Rena Ryuugu (812)
 
Ed Elric (641)
 
Ralian (622)
 
Maxwell Miyamoto (548)
 





Tower Of God (TOG)One Piece Sea Crown
Road to Shinobi
Lost Soul



Crear foro

Vuelta en la madrugada [Priv.Alanna]

Página 2 de 3. Precedente  1, 2, 3  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Re: Vuelta en la madrugada [Priv.Alanna]

Mensaje por Alanna Tale el Dom Dic 20, 2015 6:58 pm

Cuando el chico frunció el ceño, con aspecto dolorido, la chica retiró la mano un segundo, preocupada, le habría hecho daño, sin embargo, el joven pronto empezó a reir, haciendo que Alanna suspirase aliviada y sonriera para seguir con el tratamiento, mientras pensaba como explicarle al joven donde trabajaba, ya que, en realidad, no tenía un sitio fijo, estaba rodando de lado a lado de contrato temporal en contrato temporal, rascando para sacar un sueldo decente. Lo lograba, y, afortunadamente, empezaba a tener cierto renombre entre algunas revistas conocidas, pero, al no disponer de estudio ni ayudantes, no solían contratarla a no ser que necesitasen a alguien que se desplazara.

- La verdad es que voy rodando, no tengo un puesto fijo, aunque quiero ver si me cogen como profesora de ballet en la escuela de baile del barrio.- Comentó guardando las vendas y demás.

Se mantuvo en silencio unos segundos, cerrando el botiquín y dejandolo sobre la mesa, junto al portatil, se apartó el pelo de la cara y escuchó como el chico le daba las gracias, girandose a mirarlo con una sonrisa amable, no había hecho nada más que devolverle en una muy pequeña parte todo lo que él había hecho por ella esa noche, pero se alegraba de haberle sido de utilidad. Conocía bien a ciertos profesores, tan estrictos que no podías tropezarte sin que preguntasen, aunque, lo cierto es que, ojala cuando ella era pequeña hubiera tenido profesores así.

- Tengo buena fama entre los profesores, si quieres, un día voy a recogerte a la salida de la facultad, seguro que dejan de molestarte tanto.- le propuso con una sonrisa.

A medida que el chico seguía hablando, empezó a subirle el sonrojo a la cara, no sabía si solo quería hacerle un cumplido y se había pasado de amable, o si simplemente lo decía en serio, pero sonrió en respuesta, encogiendose un poco de hombros, avergonzada. Para, alzar la vista extrañada, aumentando la rojez de su tez clara, ¿olía bien? ¿Perfume?Casi nunca se echaba nada, ese días no se había puesto ninguna colonia, y normalmente solo usaba aromas frescos. Extrañada, pensó si había cocinado algo dulce o similar ese día, pero no, excepto por la noche, no había entrado en casa, y ni siquiera había cenado, ¿se le habría pegado el aroma del pastel? No, imposible, ni siquiera lo había tocado...

- No llevo nada, no suelo usar perfumes.- dijo con sinceridad al tiempo que sonaba la alarma de la secadora.- Ah, tu chaqueta.- Comentó levantandose del suelo.- Eso es que ya está seca.- comentó ya de pie, intentando dar un paso, tropezandose con sus propios pies.

Tal fue su torpeza, que comenzó a caer, llegando a parar de lado, al regazo del chico. Sin poder levantarse, con un ligero dolor de tobillo por el tropezón, miró al joven avergonzada por su torpeza mientras Pierce dormitaba en el sofá sin percatarse de nada de lo que sucedía a su alrededor.

- E... lo... lo siento...-
se disculpó azorada.
avatar
Alanna Tale
Tamer
Tamer

Digi Puntos : 0
Nivel On Rol : Rookie Spirit
Inventario :



Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vuelta en la madrugada [Priv.Alanna]

Mensaje por Hisame Hyōnosen el Dom Dic 20, 2015 8:43 pm

-¿De verdad?, entonces debo parecer un pervertido porque me guste tu aroma corporal- contesto bastante calmado y sin vergüenza alguna, en ocasiones podía pasar algo como eso pero ahora sabía qué tipo de fragancias podrían quedar bien en la piel de aquella chica que ahora mismo se había retirado después del pitido que había dado al parecer su secadora de ropa. Hisame espero con paciencia a que la muchacha volviese con su chaqueta y mientras tanto solo observaba al pequeño Pierce dormitar sobre el sillón, era sumamente lindo observarlo dormir o estirarse, daban ganas de ir a molestarlo o acariciarlo siempre le había tentado tener un gato solo para martirizarlo o hacerle churias, después de todo solían enfadarse con facilidad. – Ah, genial-contesto el peli negro observando ahora a Alanna después de notar que se acercaba a él con la chaqueta que le había prestado la chica; había pensado en levantarse para recibir la prenda pero para la suerte de Alanna no lo hizo y solo pudo ver como “en cámara lenta” la chica comenzaba a caer, con tanta suerte que cayó sobre el regazo del chico. Aquello fue tan justo que dejo en blanco al oji plateado, esas cosas por lo general no pasaban y a veces la física podía ser tan extraña.


Por un rato largo hubo un silencio incomodo por parte de Hisame después de que escucho la disculpa de Alanna, no sabía de qué forma tomarse aquello pero al rato comenzó a reírse nuevamente, eso había sido tan extraño la caída de la chica realmente había resultado ser de lo más torpe- Pfff…hahaha, te tropezaste con tus propios pies. HAHAHAHAAHHA, vaya además de torpe eres suertuda, la física está a tu favor- confeso el chico muy divertido burlándose un poco de Alanna, pero más que nada creyendo que esa situación era de lo más graciosa y no podía parar de reírse, porque de verdad le había causado mucha gracias todo eso- Ah, ya…- acaricio la cabeza de la muchacha y luego observo sus pies, aquella caída había sido tan fuerte que si hubiese caído diariamente en el suelo podría haberse hecho bastante daño.


- Por cierto ¿estás bien?, ¿no te hiciste daño? ¿no?- pregunto observando los movimientos de la chica. De verdad era pequeña y además linda, caer sobre su regazo de manera tan perfecta había sido una suerte bastante extraña, podía decirse que era afortunada por eso. Aunque parecía un poco perturbada por lo que había sucedido, no era como si se la fuese a comer de verdad por ello- Tranquila, no te voy a hacer daño.- aclaro el chico mientras siguió acariciando la cabeza de la muchacha, no tenía idea de que le podía doler el tobillo a la chica. Pero si se hubiese dado por aludido seguramente hubiese reaccionado de manera instantánea.

avatar
Hisame Hyōnosen
Tamer
Tamer

Digi Puntos : 92
Ficha : Here

Nivel On Rol : Human Spirit

Ver perfil de usuario http://kuropina.deviantart.com/

Volver arriba Ir abajo

Re: Vuelta en la madrugada [Priv.Alanna]

Mensaje por Alanna Tale el Dom Dic 20, 2015 10:56 pm

El silencio se hizo eterno mientras la chica, con la chaqueta del joven en las manos, intantaba descubrir como reaccionar, ante su propia torpeza, siempre iba tropezandose con sus propios pies, andar no era su fuerte, y no sería por no mirar por donde pisaba, lo cierto es que intentaba ser cuidadosa con sus pasos, pero era tan atrotinada, tan sumamente torpe, que no había día que no se callera. La diferencia era que, normalmente, no se hacía daño, pero lo cierto es que le dolía un poco el tobillo.

De pronto, escuchó la risa clara del joven, y alzó la mirada para verlo, era tal su expresión, y su risa tan contagiosa, que Alanna comenzó riendo con suavidad para acabar con carcajadas finas y brillantes como el cristal, contagiada por la alegría del chico, era increible, ella callendose de sueño, y él riendo como si hubiera dormido dos días seguidos. En cierto modo, y teniendo en cuenta las leyes de la probabilidad, como decía el chico, tenía suerte, raro era que, con su torpeza natural, no se hubiera roto ya la crisma.

Notó mientras calmaba su risa, antes de que lofinass vecinos se quejasen, una mano en la cabeza, y al chico acariciandole el pelo, al parecer, era, sin duda aguna, una especie de mascotita, sonrió y asintió a la pregunta del chico, era raro, pero tenía confianza con ese chico, no es que tuviera, si no, más bien, que el se la inspiraba.

- Estoy bien.-
sonrió mientras se levantaba ignorando el dolor del tobillo, pensando que no sería nada.- ten, la chaqueta, está seca y calentita después de salir de la secadora.- dijo abrazandola para notar el calor de la ropa, antes de tendersela.- Oh, si, toma- dijo dandole su telefono movil- apunta tu número, antes me has dicho que me lo darías, ¿recuerdas?- Le sonrió nuevamente.

A penas quedaban unas 4 horas hasta el amanecer, pero la lluvia aun caía con fuerza chocando suavemente contra los cristales de las ventanas del pequeño apartamento. Antes de que el chico se fuera, le dejaría un paraguas, no iba a dejar que un junior se fuera de allí con la que caía y sin nada para cobijarse de la fuerte tormenta.
avatar
Alanna Tale
Tamer
Tamer

Digi Puntos : 0
Nivel On Rol : Rookie Spirit
Inventario :



Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vuelta en la madrugada [Priv.Alanna]

Mensaje por Hisame Hyōnosen el Mar Dic 22, 2015 12:42 am

Con aquel accionar, esa muchacha había logrado relajarse un poco las risas habían sido  realmente contagiosas y la situación un poco bochornosa pero más que nada divertida, Hisame no era el tipo que podría considerarse correctamente japonés en esos casos de hecho era más “libertino” con respecto a esas cosas y a veces parecía que no tenía  un pudor demasiado “normal” por así decirlo. Observo con atención a la chica al momento de que esta se levantó sola de aquel lugar y cuando esta lo hizo, el peli negro no pudo evitar notar un pequeño detalle. La castaña había cojeado por unos segundos y lo seguía haciendo, era un movimiento involuntario del cuerpo, cuando uno estaba lastimado o esguinzado sucedían esas cosas,  el menor no era consciente de eso solo porque estudiaba enfermería sino también porque ya había visto ese tipo de cosas en el deporte que el practicaba, para él era habitual ver gente lesionada y  ver como caminaban, así que aquello ya era un conocimiento que tenía desde hace tiempo- Boba, ¿te  torciste el tobillo? No fuerces demasiado tu pie- dijo al instante Hisame ignorando lo del número de celular y aprovecho para levantarse de su lugar mientras tomaba la chaqueta que le extendía la mayor.


-Vamos deberías sentarte, te revisare- el más alto se adelantó y cargo a la muchacha  para que no tuviese que caminar ese tramo, una torcedura podía doler bastante y obviamente no era linda la sensación de un tobillo desacomodado, era muy doloroso, además todo empezaba a hincharse de a poco lo cual  imposibilitaba aún más que la otra persona pudiese moverse con libertad. Debía cuidar que Alanna no se levantase o hiciera movimientos más bruscos, si bien no parecía ser grave, no empeoraría el asunto  haciéndola caminar de manera innecesaria- Veamos señorita torpeza-  el oji plata se agacho lo suficiente como para poder revisar mejor el pie de aquella chica,  era cuidadoso  e intentaba no tocarla demasiado por miedo a que le doliera mucho a la castaña, de igual forma tendría que comprobar de que se trataba aquello- Bien, dime ¿te duele aquí?-se atrevió a hacer una presión apenas sutil y leve sobre una zona del pie de la  fotógrafa, esperando que esta reaccionase de algún modo. Podía dolerle o no, pero debía comprobar que aquello solo se trataba de una simple torcedura y no algo peor, aunque dudaba que fuese algo malo,  solo se esperaba las respuestas correctas para saber que la chica se encontraba medianamente bien.


- Pierce, cuidas a una ama bastante torpe ¿eh?-  le pregunto al gatito que yacía en ese sillón, anteriormente había estado dormido pero Hisame ni se había fijado en cómo estaba ahora ya que sus orbes estaban completamente enfocadas en el pie de Alanna, estaba más concentrado en su  trabajo que en cualquier otra cosa.
avatar
Hisame Hyōnosen
Tamer
Tamer

Digi Puntos : 92
Ficha : Here

Nivel On Rol : Human Spirit

Ver perfil de usuario http://kuropina.deviantart.com/

Volver arriba Ir abajo

Re: Vuelta en la madrugada [Priv.Alanna]

Mensaje por Alanna Tale el Mar Dic 22, 2015 5:48 pm

Lo cierto es que le dolía, pero la chica no quería preocupar al joven, si estaba de practicas en el hospital como le había dicho al principio de la noche, debería entrar pronto, y solo le quedarían unas cuantas horas de sueño, debería irse a dormir incluso parecía que se le empezaban a distinguir ojeras bajo as largas pestañas. Sin duda, lo mejor sería que descansara, y pronto.

-No, estoy bien.-
le dijo al chico, intentando no preocuparle.

Sin embargo, su pequeña mentira sirvió de poco, Hisame se apresuró a tomar la chaqueta, alzarse de su lugar en el suelo, y levantar la en volandas, como si no pesara más que un almohadón de plumas. Avergonzada, y algo asustada por el repentino movimiento, se sostuvo del cuello del chico sin saber si quiera que decir para protestas, encima que el chico se tomaba la molestia de preocuparse por ella, no quería parecer maleducada. Le resulto gracioso que, diciéndole que se sentase, fuera él quien la dejara en sobre el sofá.

Se mantuvo quieta, sin moverse, no queriendo entorpecer lo que fuera a hacer el chico, no solía ir al medico, siempre le había asustado que vieran todas sus heridas, y moretones, por ello, siempre que había tenido una lesión, se las había apañado para curarse sola, ni siquiera le gustaba decírselo a Sig, por miedo a que la obligara a ir al medico, que la cuidaran, era algo nuevo, y había llegado de parte de. ni más ni menos, un chico al que acababa de conocer, las figuras masculinas nunca habían estado patentes en su vida, tras la desaparición de su padre, poco o nada se había preocupado por los hombres, pensando que no se preocupaban por nadie, tal vez debería confiar algo más en los demás.

- Lo siento- respondió avergonzada porque, efectivamente, era muy torpe, aunque al principio fuera por justificar sus numerosas heridas, algunas de las cuales aún eran visibles, se había acabado volviendo parte de si misma.- No me duele, de verdad, estoy bien, si mañana empeora, prometo ir al médico- Le sonrió al chico, preocupada por que alzase más su pantalón y viera las marcas de cortes que, muchos años atrás, le hiciera su madre al romper una botella de cristal en el suelo, cerca de ella.- Gracias por preocuparte- le sonrió con dulzura al chico, enternecida por su reacción.

Había aprendido a ocultar su dolor con una facilidad tremenda, tal vez, demasiado, por ello sabía que el chico no vería ningún rastro de dolor en su rostro o su voz, y que, si el tobillo no se hinchaba demasiado pronto, quería decir que tendría tiempo para, mañana, alzarse, cubrir las heridas con maquillaje, e ir al médico, era lo mejor que podía hacer si no quería que un chico al que acababa de conocer y que, sinceramente, le parecía encantador, descubriese algo de su pasado, que, probablemente, espantaría incluso a quienes la conocían de toda la vida.

- Estoy bien, lo prometo, además, como tu has dicho, Pierce cuida de mi- afirmó con una sonrisa dulce apartando el pie de las manos del chico.- Estoy bien- Repitió, tal vez más para si misma, que para él.
avatar
Alanna Tale
Tamer
Tamer

Digi Puntos : 0
Nivel On Rol : Rookie Spirit
Inventario :



Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vuelta en la madrugada [Priv.Alanna]

Mensaje por Hisame Hyōnosen el Miér Dic 23, 2015 4:06 am

Tal vez fuese su intuición pero el peli negro sintió que aquella chica ocultaba algo, seguramente era demasiado orgullosa como para demostrar verdaderamente su dolor y eso que había estado tocando en un lugar que estaba demasiado inflamado, cualquiera otra persona hubiese chillado como un cerdo en un matadero, pero aquella chica se contuvo de dar cualquier signo de dolor lo cual solo causo más preocupación en aquel muchacho. Obviamente no podía dejarla sola, debía llevarla inmediatamente al hospital y lamentablemente debería dejar solo al gato pero solo sería por un par de horas, debía hacerle radiografías a la chica para comprobar que todo estaba bien, no quería que aquello fuese para peor, las cosas de ese estilo debían ser atendidas con anticipación y obviamente un “estoy bien” por parte de aquella muchacha no sería lo suficiente como para calmar a Hisame, este parecía estar empeñado en responder aquello. Cuando la chica tercamente insistió con aquello él también se emperro más, ahora definitivamente llevaría a la chica al hospital e irían al de la universidad en la que él estudiaba enfermería, solo así sabría que estaría en buenas manos la chica- Bien, parece que me estas desafiando- dijo el peli negro sonriendo de manera traviesa y obviamente con cierto deje de molestia, no dejaría que aquella mujer se saliese con la suya. Como futuro enfermero debía darle especialmente atención a ese tipo de cosas aunque el paciente dijese que no le dolían, podría ser algo peor si no tenía sensación en el pie ya que podría haber tocado un nervio, perder la sensibilidad en esos casos no era lo mejor de todo. Si Alanna le hubiese dado una respuesta honesta seguramente Hisame la hubiese dejado tranquila, pero ella misma había cavado su propia tumba.



- Iremos al hospital, que no te duela no es buena señal – confeso mientras se preparaba nuevamente. Lo mejor sería que esta se cambiase de ropa antes de ir hasta el hospital a donde obviamente Hisame tendría pensado llevarla luego de llamar un taxi- Préstame tu celular y enséñame donde está tu habitación- le dijo el mayor mientras la cargaba de nuevo entre sus brazos y con cuidado para llevarla hasta donde ella le dijese, no quería que la chica se resfriara y además estar en el hospital podía tomarle horas de espera, si estaba mojada mientras esperaba en un lugar frio podría enfermarse- Vamos, tienes que cambiarte, después de eso iremos al hospital. Tranquila estarás en buenas manos- le guiño un ojo el chico mientras recorría un poco el apartamento por su cuenta antes de recibir respuesta de donde se encontraba la habitación de la muchacha y la sentaba sobre la cama para luego acercarse lo suficientemente a ella revisarle los bolsillos y sacarle el celular, necesitaba llamar un taxi, como él no tenía celular debía hacerlo con uno ajeno. Mientras que marcaba el número del taxi que recordaba de memoria le revisaba la habitación a la muchacha solo para buscarle algo de ropa seca; era como si estuviese en su propia habitación buscando ropa, tal vez una actitud de Hisame muy normal en el que a él resto del mundo podría molestarle ya que en ciertas ocasiones se tomaba demasiadas confianzas, pero ese momento era una emergencia y la castaña no podría moverse mucho por su cuenta para buscar ropa. – Hola si, preciso un taxi pueden traerlo a … dime tu dirección Alanna- le dijo a la chica mientras mantenía el celular en su oreja y seguía buscando ropa que pudiese resultar cómoda para la muchacha, algo con lo que pudiese moverse con facilidad como unos leggins y alguna camiseta. Apenas encontró algo así después de revolver el armario de la muchacha se lo entrego, ignorando de qué color podrían ser o como quedaría ella adentro de esas cosas.-
avatar
Hisame Hyōnosen
Tamer
Tamer

Digi Puntos : 92
Ficha : Here

Nivel On Rol : Human Spirit

Ver perfil de usuario http://kuropina.deviantart.com/

Volver arriba Ir abajo

Re: Vuelta en la madrugada [Priv.Alanna]

Mensaje por Alanna Tale el Miér Dic 23, 2015 8:58 am

La chica pensaba que su teatrillo había funcionado, nunca nadie se había percatado de sus mentiras, al menos, no cuando eran sobre su bienestar. No pensaba que el chico notase lo contrario, sin embargo, lo hizo, y parecía empeñado en tratarla, pero no podñia permitirlo, no es que lo estuviera mintiendo por gusto, como el parecía pensar, si no que no quería que un pasado que no estaba lista para mostrar saliera a la luz.

El joven pareció malentender sus intenciones al ver que el tobillo estaba, claramente, inchado, y sonrio con aires traviesos mientras aceptaba lo que, para él, parecía ser un reto. Cuando el chico la volvió a tomar en brazos, la chica se asustó del movimiento, tensando las piernas, haciendo que el tobillo se resientiera, esta vez, sin poder evitarlo al no haberlo esperado, hizo una mueca de dolor que la delató. Mientras el chico recorría la casa en busca de su dormitorio.

Alanna no podía, de ninguna de las formas, ir al médico, aunque en el hombro no tuviera heridas, las piernas seguían llenas, y el estomago también. La tensión en su garganta no hacía más que aumentar, rezaba a quien hubiera allí arriba por que todo acabase ponto, por no tener que ir tan pronto al doctor. La chica no dijo nada hasta llegar al cuarto, pero cada vez se veía más resiganada a tener que ir al médico de ese modo. Parecía que el destino jugaba en su contra.

La chica suspiró cuando Hisame le tendió unos leggins negros y una camisa larga roja, al parecer no iba a aceptar un no por respuesta. Empezó a levantarse para ir al baño a cambiarse sin preocuparse de que el joven le tomase el telefono, total, no tenía nada personal en el movil, lo usaba casi exclusivamente para el trabajo. Le dijo la dirección al chico, y a saltos se encerró en el baño, con la ropa en los brazos.

Por suerte, en el baño guardaba maquillaje, y si no podía ocultar todas sus heridas, como normalmente hacía, al menos podía esconder las de la pierna herida. Usualmente se las cubría todos los días, prefería llevar vestidos a pantalones, por eso se había acostumbrado, ya era mala suerte que, el día que escogía llevar pantalón, se torciera el tobillo. Se quitó la ropa quedandose en ropa interior y miró su piel en el espejo. Los brazos y hombres libres de marcas, el vientre plano, con algunas marcas ya a penas visibles, y las piernas.... las piernas era lo que peor parado había estado, aunque ya a penas quedaba nada, aun había rastro de los últimos moretones en su cuerpo, y las tres lineas en la pierna derecha, con algo de suerte, en una semana no quedaría rastro de moretones, aunque ciertas marcas no desaparecerían sin cirujía.

Tomó un bote de maquillaje de la parte alta del armario, y se cubrió las marcas de las piernas, cuando se secase, no dejaría rastro de nada, ni mancharía la ropa, se adería a la piel con la efectividad de la cola. Sopló para acelerar el proceso de secado mientras se ponía la camisa larga que le venía algo grande y le dejaba un hombro al descubierto. Desde que se había removido la cicatriz, se sentía bastante orgullosa de poder ponerse ese tipo de camisetas. Se lavó la cara para quitarse el sueo de encima y, cuando terminó, el maquillaje ya estaba seco y cubría la marca. Se puso los leggins negros y salió a saltitos del baño.

- ¿De veras es necesario?- Preguntó al chico con carilla asustada, medio escondida tras la puerta de su cuarto, esperaba que no le vieran los moretones.
avatar
Alanna Tale
Tamer
Tamer

Digi Puntos : 0
Nivel On Rol : Rookie Spirit
Inventario :



Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Vuelta en la madrugada [Priv.Alanna]

Mensaje por Hisame Hyōnosen el Vie Ene 08, 2016 12:07 am

No pudo detener a la castaña en cuanto se dirigió hacia el baño, esa muchacha parecía ser tan cabeza dura que dudaba que fuese a escucharle en ese momento, así que lo la dejo que se dirigiese hacia ese lugar sin su ayuda; aunque a lo lejos Hisame mantenía un ojo pegado en ella mientras se comunicaba con aquel taxi. Todo lo que estaba sucediendo provocaba cierta movilización en el peli negro, internamente estaba agitado aunque en su exterior se mostraba de lo más relajado y tranquilo. Para él era normal verse algo afligido por el estado de aquella muchacha, internamente sentía que le estaba ocultando algo. Podía llamarlo intuición, cuando estabas en un ámbito como ese, ese tipo de instintos se agudizaban, especialmente cuando empezabas a experimentar con todo tipo de personas y a prestarles atención absoluta a cada una de ellas, podías aprender bastante rápido cuando hacías algo como eso.


Al escuchar la voz de la castaña nuevamente Hisame solo volteo su cabeza en dirección a la chica y suspiro mientras se rascaba la nuca, aquello era muy necesario de verdad- Claro que lo es, boba. Debes cuidarte, solo veremos cómo está tu tobillo. A lo máximo que podría llegar ese asunto es a yeso- advirtió tranquilamente, si bien un yeso era de lo más incómodo, ayudaría a que la chica resolviese su problema. Aunque dudaba que fuese como para yeso aquello, lo más seguro es que fuesen a vendarle el tobillo, ya que no presentaba muchos problemas de movilidad. Así que cuando aquella chica estuvo lista el peli negro se adelantó para tomar su chaqueta, acercarse hasta donde la muchacha y ponérsela encima, no quería que se mojase mientras salían a fuera a tomar el taxi, además este vendría enseguida.


Cuando el mismo ya dio el aviso de que estaba allí, tomo a la chica entre sus brazos de nuevo y salió con ella hacia afuera, aunque antes le permitió cerrar la puerta y todo lo necesario para que su casa no quedarse toda abierta. Podía entrar un ladrón mientras ella no estaba o Pierce podía escaparse de nuevo, no sería conveniente si aquel pequeño se escapaba. –Bien, vamos y no quiero ni una sola queja de parte tuya ¿entendido?- le dio un par de palmaditas en la cabeza y luego sonrió. Ahora deberían ir al hospital.

{Off: perdón quedo cortito. Ando con la inspiración en off…pasaron muchas cosas estas últimas semanas y la verdad es que “no estaba para rol”, no daba la situación además. Mil disculpas. Después abro el tema que le sigue, vos finaliza este xD}
avatar
Hisame Hyōnosen
Tamer
Tamer

Digi Puntos : 92
Ficha : Here

Nivel On Rol : Human Spirit

Ver perfil de usuario http://kuropina.deviantart.com/

Volver arriba Ir abajo

Re: Vuelta en la madrugada [Priv.Alanna]

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 2 de 3. Precedente  1, 2, 3  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.